El cineclub FAS proyecta la pelcula ‘Ilargi Guztiak (Todas las lunas)’

ES una fábula fantástica que atrapa, una película con imán. Tengan en cuenta que Ilargi Guztiak (Todas las lunas) la película con la que el cineclub FAS, que preside Txaro Landa, regresó al último tramo de la temporada, fue todo un aldabonazo. Lo hizo en la X edición del homenaje a Aitzol Aramaio. La película, rodada en euskera y dirigida por Igor Legarreta, acumuló 15 candidaturas a los Premios Goya de 2021. Se proyectó en compañía, si me lo permiten decirlo así, de KORTeN! Harria eta bidea, un cortometraje de Paula Gómez y Aitane Goñi Landa, presentes en el salón El Carmen donde todo discurrió. La joven actriz protagonista de la película, Haizea Carneros, y el ayudante de dirección, Nitya López Saitua también hicieron acto de presencia en una tarde pasada por agua y empapada con el buen cine.

La historia que relata tiene, como les dije, un aire de fábula fantástica. Les cuento. Durante los estertores de la última guerra carlista, una niña es rescatada de un orfanato por una misteriosa mujer que habita en lo profundo del bosque. Malherida, y sintiendo estar al borde de la muerte, la pequeña creerá ver en ella a un ángel que ha venido a buscarla para llevársela al cielo. No tardará en descubrir, al amanecer del nuevo día, que este extraño ser le ha donado la vida eterna a cambio de su compañía. Bajo su nueva condición, tendrá que vivir el doloroso paso del tiempo encerrada en su niñez, y contar infinidad de lunas hasta conocer a Cándido, un hombre humilde que le acogerá en su casa como si de su propia hija se tratase, y con el que comenzará su viaje en contra de su nueva naturaleza y el sueño de recuperar su vida arrebatada.

Se trata, como ven, de un argumento enclavado en 1876, al final de las guerras carlistas, que recuerda a otros ya conocidos, con aires vampíricos, si se quiere aunque no pueda catalogarse como película de terror. La película tiene personalidad propia, con una impronta engarzada en la mitología vasca, en el paisaje y en la lengua que presenta temas universales como el miedo a morir, el amor paterno-filial, la guerra entre hermanos, etc. Quienes la vieron hablaban y no callaban de la magnífica interpretación de la niña Haizea Carneros cuya imagen está presente en toda la película. Le acompañaron en la interpretación Josean Bengoetxea, Itziar Ituño, Lier Quesada, Zorion Eguileor y Elena Uriz. Entre todos admiran y acojona, dicho sea con perdón, a todos los presentes en la sala con esa historia de un extraño ser que ofrece la vida eterna a la niñas, obligándola a vivir junto a ella en la oscuridad de la noche.

En el vestíbulo de la sala vendía las entradas un cinéfilo empedernido como Jorge Barrio. A la joven Haizea le acompañaban Guillermo Carnero y Maite Maguregi. La sala fue poblándose con constancia. Entre los asistentes se encontraban Marije Murgia, Carlos Eguiluz, Alicia Vallejo, Eluska Pastor, Javier Mendizabal; viejas glorias del cineclub FAS como Txarly Otaola, Norberto Albóniga y Edu Mendibil; Oroitz Jauregi, Izar Aramaio, Anuska Ortega-Uribe, Gorka Elorriaga, Beñat Ortuzar, Ander Cádava; el médico con pasado político, Roberto Lertxundi, Ander Barinaga-Rementeria, Andrea Etxebarria, Génesis Durán, Ana Oliveros, Pedro Otaola, Carlos Marbán, Elixabete González, Gaizka Elosegi y un buen número de gente interesada en la proyección de una película que tiene su intrahistoria. No en vano, el rodaje de Ilargi Guztiak (Todas las lunas) comenzó el 17 de febrero de 2020 en la localidad de Mutriku y se desarrolló en otras localidades como Gaintza, Artikutza, Zizurkil, Orozko, Gallarta, Erandio, Erratzu, Urbasa y los embalses de Leurtza. Cuatro semanas después de su inicio, el rodaje se interrumpió por el estado de alarma declarado ante la situación provocada por la pandemia. Con todo, salió adelante con tremenda fuerza y sensibilidad.

El cineclub FAS proyecta la película ‘Ilargi Guztiak (Todas las lunas)’ que obtuvo 15 candidaturas a los Premios Goya

La actriz Haizea Carneros y el ayudante de dirección Nitya López Saitua, acudieron a la proyección en el salón El Carmen

Leave a Comment