Guerra Ucrania – Rusia hoy, en directo: noticias de última hora en vivo

Las negociaciones entre las delegaciones de Rusia y Ucrania de estos últimos días arrojan ciertas esperanzas de acuerdo. Una de las peticiones de Moscú incluso desde antes del inicio de la guerra ha sido la neutralidad de Ucrania y su no ingreso a la OTAN, un deseo que podría llegar a materializarse según muestran los avances en las conversaciones.

En las últimas horas ha trascendido la posibilidad de que Ucrania tenga un estatuto de neutralidad similar al de Suecia y Austria.
¿Qué han querido decir exactamente los negociadores rusos y ucranianos?.

El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, ha invocado la caída del muro de Berlín en su comparecencia hoy ante el Bundestag. De esta forma, el líder ucraniano ha instado al canciller alemán Olaf Scholz a derribar lo que ha calificado de muro entre la Europa “libre y la no libre” y a detener la guerra en Ucrania.

En su intervención en el parlamento alemán por videoconferencia, Zelenski ha hecho un llamamiento a Scholz para que devuelva la libertad a la antigua república soviética, recurriendo a la memoria colectiva de Alemania en referencia al histórico puente aéreo de Berlín de 1948-1949 y a la caída del Muro de Berlín en 1989.

El portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, ha desestimado las informaciones acerca de un importante avance en las conversaciones de paz con Ucrania y ha culpado a Kyiv de retrasar las negociaciones. “En general, eso es incorrecto”, ha dicho cuando se le ha preguntado acerca de un informe publicado por el
Financial Times el miércoles.

Este informe decía que ambas partes habían logrado un gran avance hacia un acuerdo. El reporte del medio incluyó “algunos elementos correctos”, ha dicho, sin dar más detalles. “Cuando haya avances, se los diremos”.

Después de muchas peticiones para que tomara partido,
Kiril I, patriarca de Moscú y jefe de la Iglesia ortodoxa rusa, ha tomado partido acerca del conflicto entre Rusia y Ucrania. Pronunció un sermón en la catedral de Cristo Salvador durante el domingo del perdón, que da paso a la Cuaresma en Rusia.

En aquel momento Kiril I no solamente no condenó la ofensiva militar sino que la justificó como una cruzada contra un Occidente decadente.

El ministerio de Finanzas ruso ha asegurado que la orden de pagar 117 millones de dólares en intereses de dos cupones de eurobonos se ha cumplido. El periodo para hacer el pago terminaba este pasado miércoles. Este departamento actualizará al mercado por separado si el pago se depositó en la cuenta del agente de pagos Citibank.

Las sanciones económicas y financieras que Occidente ha impuesto a Rusia a raíz de la invasión de Ucrania han puesto en serios aprietos a la economía rusa, que corre el riesgo de colapsar. Además, se ha visto aislada del sistema financiero mundial y se ha bloqueado la mayoría de reservas de oro y divisas del país.

El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, ha intervenido este jueves en el Bundestag de forma virtual. En un mensaje de vídeo, el mandatario ucraniano ha reprochado a Alemania que haya priorizado la economía y el suministro del gas ruso en la actual crisis y ha advertido de que la invasión rusa de la antigua república soviética está “construyendo un nuevo muro” entre “libertad y falta de libertad”.

“Cada bomba que cae, cada decisión que no se adopta es una piedra con la que se construye ese muro”, añadió el presidente ucraniano, cuya intervención por videoconferencia había sido saludada con una gran ovación de todo el plenario.

Zelenski se ha dirigido directamente al canciller alemán, Olaf Scholz, al que ha pedido que “sea el líder que Alemania necesita” y que apoye decididamente a Ucrania, algo que no puede limitarse, en su opinión, a las sanciones económicas hasta ahora dictadas contra el entorno del presidente ruso, Vladímir Putin.

Varios empresarios afincados en Barcelona
sufren las mismas sanciones que los grandes oligarcas rusos. Unas sanciones que ha impuesto la Unión Europea en respuesta a la invasión de Ucrania por orden de Vladímir Putin.

El despacho de abogados Atanesov Honcharenko SLP, que tiene como principales clientes a personas de países del Este con residencia en Catalunya o resto de España, está viendo como a diario se acercan a sus oficinas cada vez más personas por el bloqueo de sus cuentas bancarias, negocios y fondos.

El parlamentario ucraniano Serhiy Taruta ha desvelado este jueves que el ataque perpetrado sobre un teatro de la ciudad de Mariúpol en el que se resguardaba población civil no habría provocado víctimas. El refugio antiaéreo existente en esta localidad “resistió” y la gente que estaba allí “permanece con vida”.

Así lo ha asegurado este político ucraniano a través de un mensaje en su cuenta de Facebook y que publica Interfax-Ukraine.

Como detalla el enviado especial de
La Vanguardia en Ucrania, Plàcid Garcia-Planas, las autoridades ucranianas han acusado a las tropas rusas de estar detrás de este bombardeo.
La palabra “niños” advertía a los rusos de la presencia de menores en el edificio.

Al menos 726 civiles han muerto y otros 1.174 han resultado heridos en apenas tres semanas de conflicto en Ucrania, según datos facilitados por la Oficina de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos. La cifra real podría ser mucho mayor, han advertido desde este organismo, ya que la actual solo incluye los casos verificados.

Entre los fallecidos hay al menos 104 mujeres y 52 niños, mientras que en el balance de heridos se han contabilizado al menos 77 mujeres y 63 menores de edad.

Un tota de 186 muertes fueron verificadas en las regiones de Donetsk y Luhansk, y las 540 restantes en áreas bajo control de Kyiv en el resto de Ucrania.

Las autoridades ucranianas denuncian el ataque con proyectiles contra un centro educativo en la ciudad de Merefa, situada en la región de Járkiv, en el noreste de Ucrania y muy cerca de la frontera con Rusia. Esta zona, y en concreto su capital del mismo nombre, han sido objeto de intensos bombardeos por parte de las tropas rusas.

El Servicio Estatal de Emergencias ha indicado en un mensaje en su cuenta en Telegram que “como resultado del ataque, el edificio de dos plantas ha quedado parcialmente destruido”. También ha detallado que se ha producido un incendio en las instalaciones, que ya ha sido extinguido por las varias dotaciones de bomberos y miembros del servicio de emergencias que se han desplazado hasta el lugar.

Según los datos preliminares, no hay víctimas”, ha manifestado el Servicio Estatal de Emergencias. Rusia todavía no se ha pronunciado al respecto.

El ministro de Asuntos Exteriores francés, Jean-Yves Le Drian, ha avisado de que habrán más sanciones contra Rusia en respuesta a la invasión de Ucrania hasta que Putin no acepte un alto al fuego y se abran las negociaciones.

Así de contundente se ha mostrado el líder de la diplomacia francesa en una entrevista al diario
Le Parisien, publicada este jueves. Le Drian ha señalado que, como Moscú se niega por ahora a establecer este alto al fuego, va a haber un “agravamiento” de las medidas punitivas.

Acerca de la propuesta de Polonia de enviar una “misión de paz” en Ucrania protegida por fuerzas armadas, Le Drian ha dicho que “hay una única urgencia, el alto el fuego” y que solo sobre esa base se podrán abrir discusiones porque “no se negocia con una pistola en la sien”.

Como hemos comentado anteriormente, el Consejo de Europa ha expulsado formalmente a Rusia de la organización intergubernamental cuyo objetivo es velar por el respeto del Estado de derecho y las libertades fundamentales.

El alto representante de la Unión Europea para la Política Exterior, Josep Borrell, ha lamentado esta salida, ya que los ciudadanos rusos ya no podrán beneficiar de la protección del Convenio Europeo de Derechos Humanos.

“Como resultado del comportamiento de Rusia, los ciudadanos rusos ya no se beneficiarán de las protecciones otorgadas por el Convenio Europeo de Derechos Humanos ni podrán presentar casos de violación de sus derechos humanos ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos. Esto es muy preocupante y supone una nueva restricción de los derechos de los ciudadanos rusos”, ha dicho Borrell a través de un comunicado.

Dos personas han muerto y otras cinco resultaron heridos en ataques sucedidos en la región oriental ucraniana de Luhansk, autoproclamada república independiente y cuya soberanía fue reconocida por Rusia pocos días antes del inicio de la invasión de Ucrania.

Según el jefe de la administración militar de esta región, Serhii Haidai, a través de Facebook, los ataques se llevaron a cabo esta pasada noche en las localidades de Rubizhne y Sievierodonetsk. En cada una de ellas se registró la muerte de una persona.

“¡Los rusos están atacando deliberadamente a los civiles! Los residentes de Rubizhne perdieron más de 20 casas durante la noche. Uno murió, cinco resultaron heridos… Rubizhne fue cínicamente bombardeada durante el día y la noche pasados”, ha explicado Haidai.

La crisis de refugiados con motivo de la invasión rusa de Ucrania es la más rápida en Europa y en el mundo desde 1950, tal y como lo explican los datos de ACNUR. Que es la más veloz de la historia reciente lo explica el contexto geográfico, social y económico de este conflicto.

Las fronteras abiertas y unas redes de comunicación y transporte modernas son dos de los motivos por los que esta salida masiva de ucranianos de su país se ha producido de forma mucho más veloz que las precedentes.

Tres semanas después del inicio de la “operación militar especial” -así la denomina Rusia-, las delegaciones de ambos países trasladaban
cierto optimismo acerca del avance de las negociaciones. El ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, aseguró que hay esperanzas de alcanzar pronto un acuerdo sobre garantías de seguridad, informa Gonzalo Aragonés.

Horas antes, el presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, decía que las posiciones de las partes son ahora “más realistas”. Pero ambos también coinciden en que se trata de un proceso lento, que requerirá tiempo para que cada uno obtenga aquello que considere satisfactorio para sus intereses.

Las fuerzas armadas rusas atacaron este pasado miércoles un depósito militar situado en la región de Rivne, en el oeste de Ucrania. Así lo corroboraron las agencias de noticias rusas citando al Ministerio de Defensa, si bien agencias internacionales como
Reuters no han podido verificar estas informaciones de forma independiente.

Misiles de alta precisión alcanzaron un depósito en Sarny, en la región de Rivne, destruyendo instalaciones de almacenamiento de misiles y municiones, según la versión del ministerio ruso.

Como hemos comentado anteriormente, Rusia está intensificando sus ataques en el oeste de Ucrania. Algunos puntos atacados son muy próximos a las fronteras con territorio OTAN. El más preocupante fue el bombardeo sobre una base militar a unos 20 kilómetros de la frontera con Polonia, país que forma parte de la Alianza Atlántica. En él fallecieron al menos 35 personas.

A pesar de alcanzar las tres semanas de conflicto, Ucrania está siendo capaz de defender sus principales ciudades mediante el uso de drones de fabricación turca. Estos aparatos permiten a las tropas ucranianas llevar a cabo ataques emergentes contra los invasores con gran efectividad letal.

Los vehículos aéreos no tripulados Bayraktar TB2, que llevan bombas livianas guiadas por láser, normalmente se destacan en conflictos de baja tecnología, y Turquía los ha vendido a más de una docena de países, incluidos Azerbaiyán, Libia, Marruecos y Etiopía.

Los drones llevaron a cabo ataques inesperadamente exitosos en las primeras etapas del conflicto de Ucrania con Moscú, antes de que los rusos pudieran establecer sus defensas aéreas en el campo de batalla, según ha considerado Jack Watling del Royal United Services Institute de Londres.

La capital de Ucrania se despertó de nuevo con explosiones, cada vez más tempranas y persistentes. El toque de queda de 35 horas, que terminará este jueves, ha vaciado las calles pero no ha servido para reducir el número de ataques ni para que reine la sensación de paz.

La moral de la población parece elevada a pesar del aumento de los combates y la artillería, más tangibles que los canales diplomáticos, según detalla Luna. La resistencia ucraniana a los ataques aéreos y a los avances convencionales de las tropas rusa refuerza un modo optimista entre la población de esta ciudad. Nada sugiere derrotismo.

El subjefe del Consejo de Seguridad de Rusia, Dmitry Medvedev, ha considerado este jueves que Occidente han actuado de forma “repugnante, criminal y amoral” con Rusia. Estas declaraciones se producen en el marco de las numerosas sanciones económicas y financieras que los aliados han impuesto a Moscú en respuesta a la invasión de Ucrania y en el de las negociaciones entre delegaciones de ambos países para encontrar una solución al conflicto.

Asimismo, en las últimas horas se ha confirmado la salida de Rusia del Consejo de Europa. El Kremlin se adelantó anunciando su salida del organismo el pasado martes, si bien su pertenencia ya había sido suspendida el 25 de febrero, día después del inicio de la “operación militar especial”.

El derribo de un misil ruso por parte de las tropas ucranianas y la caída a tierra de varios fragmentos del mismo en el distrito de Darnitski de Kyiv ha provocado la muerte de al menos una persona y otras tres han resultado heridas. Otras 30 han sido evcuadas. En concreto, los trozos del misil han caído sobre un bloque de apartamentos del citado distrito de la capital.

El Servicio de Emergencia del Estado de Ucrania (SES) ha informado a través de Telegram de que tuvo conocimiento del incendio y la destrucción de una casa residencial en Darnitski y acudió a la zona.”Los miembros de las unidades de bomberos y rescate más cercanas llegaron de inmediato al lugar”, han asegurado.

Fruto de las tareas de rescate, los miembros desplazados hasta el lugar de los hechos pudieron constatar que los fragmentos del misil ruso derribado provocaron la destrucción de las estructuras del edificio del piso 16 y se produjo un incendio en uno de los apartamentos.

Los servicios de inteligencia militar del Reino Unido consideran que la invasión rusa de Ucrania se encuentra en gran medida estancada en todos los frentes. Las tropas rusas están sufriendo grandes pérdidas y apenas logran avances significados en tierra, mar y aire estos últimos días, según la inteligencia británica.

“La resistencia ucraniana sigue firme y bien coordinada”, ha asegurado el Ministerio de Defensa del Reino Unido. “La gran mayoría del territorio ucraniano, incluidas las principales ciudades, permanece en manos ucranianas”.

La Cámara de Representantes de Estados Unidos se ha aproximado a un acuerdo sobre una legislación que eliminaría el estatus comercial de “nación más favorecida” a Rusia. Esta decisión llega después de que el mandatario estadounidense calificara a su homólogo ruso Vladímir Putin de “criminal de guerra” y ofreciera armas a Ucrania por valor de 800 millones de dólares.

Eliminar este estatus comercial a Moscú permitiría a Estados Unidos imponer aranceles más altos a los productos rusos y tomar otras medidas. La votación definitiva se llevará a cabo este jueves, según ha desvelado el líder de la mayoría de la Cámara, Steny Hoyer.

Se trata de la última acción de Washington para presionar económicamente al Kremlin, ahogado ya por las numerosas sanciones impuestas por Occidente a raíz de la invasión rusa de Ucrania.

Rusia está cada vez más aislada. El Consejo de Europa prosiguió este pasado miércoles con
su expulsión formal del Consejo de Europa, la organización intergubernamental con sede en Estrasburgo que vela por el respeto del Estado de derecho y las libertades fundamentales.

Este organismo certificó en una reunión extraordinaria la expulsión de Moscú, que el pasado martes ya había anunciado su retirada del club al que se había unido en 1996. Su pertenencia ya había sido suspendida el 25 de febrero, un día después del inicio de la invasión. Con la salida de Rusia, el Consejo de Europa se queda ahora en 46 estados miembros.

El ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, José Manuel Albares, se ha mostrado pesimista acerca del diálogo que mantienen las delegaciones de Rusia y Ucrania acerca de la invasión de la antigua república soviética.

A juicio del líder de la diplomacia española, “un diálogo sin un alto el fuego no tiene gran credibilidad”. Así de contundente se manifestó ayer por la noche en una entrevista concedida a La Sexta desde una estación de tren de Polonia en la que se apreciaba el elevado número de refugiados que todavía llegan de Ucrania.

“No soy optimista porque desgraciadamente los hechos no me dejan serlo”, ha dicho Albares, tras añadir que a pocos kilómetros de Polonia continúan los bombardeos en Ucrania por parte del ejército ruso. Cabe tener en cuenta que Polonia es territorio OTAN, y que cualquier ataque en el interior de sus fronteras podría desencadenar un conflicto a escala internacional.

El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, ha anunciado este jueves que el alcalde de Melitopol, Iván Fedorov, ha sido liberado. El edil fue capturado por las tropas rusas el pasado 11 de marzo y liberado hace unas horas.

Un día después de la captura de Fedorov, la administración regional de Zaporiyia, en manos de Rusia, nombró a Galina Danilchenko nueva alcaldesa de Melitopol. Esta localidad está situada en el sureste del país, entre la ocupada Jersón y la sitiada Mariúpol.

La llegada masiva de refugiados empieza a desbordar la capacidad pública de acogida de las principales ciudades de Polonia. Recordemos que el número de personas que han huido de Ucrania en tres semanas de guerra con Rusia ha alcanzado ya los tres millones, y prácticamente la mitad de ellos se ha dirigido a este país fronterizo.

El Gobierno polaco ha puesto sobre la mesa una cifra exacta de personas que han llegado a su país procedentes de la antigua república soviética: 1,9 millones. En las grandes ciudades polacas han surgido iniciativas privadas como la de un centro comercial en Cracovia reconvertido en albergue y que distribuye ropa donada para ayudar a la desbordada gestión pública.

Las negociaciones entre las delegaciones de Rusia y Ucrania de estos últimos días arrojan ciertas esperanzas de acuerdo. Una de las peticiones de Moscú incluso desde antes del inicio de la guerra ha sido la neutralidad de Ucrania y su no ingreso a la OTAN, un deseo que podría llegar a materializarse según muestran los avances en las conversaciones.

En las últimas horas ha trascendido la posibilidad de que Ucrania tenga un estatuto de neutralidad similar al de Suecia y Austria.
¿Qué han querido decir exactamente los negociadores rusos y ucranianos?.

Las agencias de inteligencia de Estados Unidos estiman que más de 7.000 soldados rusos habrían perdido la vida en tres semanas de ofensiva en Ucrania. Se trata de una cifra que supera el número de militares estadounidenses muertos en las guerras de Irak y Afganistán, informa el rotativo
The New York Times.

El diario ha tenido acceso a datos de las agencias de inteligencia estadounidenses, que consideran conservadora la cifra de 7.000 fallecidos entre las filas del ejército ruso. Las bajas tendrán implicaciones negativas para la efectividad del mismo, según explicaron funcionarios estadounidenses citados por este medio.

El presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, ha reclamado en varias ocasiones el establecimiento de una zona de exclusión aérea en Ucrania. No obstante,
esta solicitud fue rechazada en su momento por la OTAN, que no quiere ser parte de la guerra.

Estados Unidos ha respondido a esta demanda con el envío de drones a Ucrania, unos aparatos que deben ayudar a Kyiv a combatir los bombardeos rusos sin la necesidad de imponer este mecanismo, que podría desembocar en un conflicto directo con la gran potencia rusa. El presidente estadounidense Joe Biden anunció esta medida después de la intervención del propio Zelenski en el Congreso.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha calificado a su homólogo ruso
Vladímir Putin de “criminal de guerra” por sus tácticas militares “bárbaras” durante la invasión de Ucrania. “Él es un criminal de guerra”, ha dicho en respuesta a las preguntas de los medios de comunicación.

Washington había evitado hasta el momento usar este término para referirse al presidente de Rusia, si bien la vicepresidenta Kamala Harris determinó que debería haber una investigación ante la posibilidad de que el país haya cometido este tipo de crímenes.

En paralelo, Rusia ha calificado de “inaceptable” esta acusación a Putin. El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, ha dicho a la agencia rusa
Sputnik que “tal retórica es inaceptable”. “Consideramos tal retórica del jefe de Estado, cuyas bombas mataron a cientos de miles de personas en todo el mundo, inaceptable e inexcusable”, ha declarado.

En la ciudad de Chernígov
10 personas murieron mientras esperaban en una cola para comparar pan por el impacto de un proyectil ruso, según ha denunciado la fiscalía de Ucrania. El ataque se produjo sobre las 10:00 hora local y según el primer balance, habían muerto 10 civiles. La fiscalía ha abierto una investigación por “muertes premeditadas” cometidas por “armas de fuego”, informa el enviado especial de
​La Vanguardia en Odesa, Plàcid Garcia-Planas.

Rusia niega estar detrás de este ataque y lo ha calificado de “propaganda” de las autoridades ucranianas. Según el portavoz del ejército ruso, Igor Konachenkov, no hay ningún militar de su país en esta localidad, situada al norte del país y “no se ha lanzado ninguna ofensiva”.

“O todos los asesinados son víctimas del terror de los nacionalistas ucranianos, o se trata de una nueva maquinación de los servicios de seguridad ucranianos”, ha asegurado Konachenkov.

El Gobierno ucraniano acusa a las tropas rusas de
bombardear y reducir a escombros el Teatro Dramático de Mariúpol, en el que se alojaban entre 1.000 y 2.000 refugiados, algunos de ellos menores. Según el vicealcalde Serhiy Orlov, el ataque fue aéreo y la mayoría de los que se encontraban en el interior eran residentes de esta localidad, brutalmente asediada por las tropas rusas y prorrusas.

Según el ministro de Exteriores de Ucrania, Dmitro Kuleba, el teatro “está completamente destruido” y calificó el ataque de “otro horrible crimen de guerra” ruso. Tras el bombardeo, se desató una batalla en la zona y fue imposible acceder a las instalaciones, por lo que ayer se desconocía el número de víctimas y ninguna fuente confirma su alcance.

El Gobierno de Estados Unidos autorizó la exportación de más gas natural licuado a Europa y otros de sus aliados, según indicó este pasado miércoles el Departamento de Energía.

Ese gas natural será exportado desde dos de las mayores terminales del país, ambas propiedad de la compañía energética Cheniere Energy, y que se ubican en Sabine Pass (Luisiana) y Corpus Christi (Texas), indicaron las mismas fuentes.

El objetivo es que los países europeos puedan tener menos dependencia del gas procedente de Rusia y poder así reducir su consumo. A diferencia de EE.UU., los Veintisiete todavía no han dado el paso de prohibir la compra de gas y petróleo al gigante ruso.

Moscú ha dado la orden de pago de los intereses de su deuda en dólares que vencía este jueves. La cantidad total asciende a 117,2 millones de dólares. No obstante, el Kremlin ha asegurado que no puede garantizar que el acreedor final reciba el abono por el impacto de las sanciones que han impuesto los aliados a Rusia por la invasión de Ucrania.

“La posibilidad o imposibilidad de cumplir con nuestras obligaciones en divisa extranjera no depende de nosotros, nosotros tenemos el dinero y hemos hecho el pago. Ahora la pelota está en el tejado de Estados Unidos”, ha dicho el ministro de Finanzas ruso, Anton Siluanov, a
Russia Today.

Los ministros de Defensa de la OTAN decidieron este pasado miércoles en una reunión extraordinaria estudiar cómo reforzar su postura militar en todos los ámbitos a “largo plazo”, incluyendo el envío de más tropas y equipos posicionados en el este de Europa ante la amenaza rusa.

“Afrontamos una nueva realidad para nuestra seguridad. Así que debemos reconfigurar nuestra defensa colectiva y disuasión a largo plazo”, ha indicado el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, en una rueda de prensa tras la cita, en la que también participaron los ministros de Ucrania, Georgia, Finlandia y Suecia, que no forman parte de la Alianza Atlántica.

Leave a Comment